Sandro Miller y su exposición-homenaje a la inspiración de su carrera

Sandro Miller lleva recorriendo el mundo con su exposición ‘Malkovich, Malkovich, Malkovich. Homenaje a los maestros de la fotografía’ desde hace dos años. Con esta curiosa muestra llega ahora a la Térmica de Málaga gracias a diChroma Photography.

La idea del proyecto es sencilla: homenajear, a través de la recreación de sus fotografías, a los fotógrafos que inspiraron a éste artista en su carrera. Entre estos profesionales se encuentran figuras de la talla de Annie Leibovitz, Alberto Korda, David Bailey, Andy Warhol o Dorothea Lange.

Para llevarlo a buen puerto contó con la ayuda del actor John Malkovich, quien se convertía, en las 41 fotografías que componen esta serie, en su única musa. La belleza de éstas imágenes y su parecido con las originales es increíble. Te hace plantearte cuánto tiempo y trabajo se esconde en cada detalle de la composición y la respuesta es clara: mucho. Cámara en mano y con la negativa de usar ningún tipo de retoque digital, Sandro Miller recrea algunas de las instantáneas que marcaron su vida. Cultura Fotográfica ha tenido la oportunidad de hablar con él sobre su trabajo.

Sandro Miller Yoko y John

A la izquierda la imagen tomada por Annie Leibovitz, a la derecha la recreación de Sandro Miller

Este proyecto ha llevado meses de preparación y documentación. Pero, ¿cuándo empiezas a pensar en ello?

Empecé a pensar en el proyecto en 2011, cuando me diagnosticaron un cáncer. Se me diagnosticó un cáncer en estadio 4 en cuello y cabeza. Y fue en ese momento en mi vida en el que las cosas cambiaron y no estaba seguro de que fuera a sobrevivir al cáncer así que empecé a pensar en las influencias e inspiraciones que he tenido a lo largo de mi carrera fotográfica. Y así fue como ‘Homenaje a los maestros’ apareció en mi cabeza.

Has recreado a los autores que han inspirado tu carrera pero, ¿hay alguno que te hubiera gustado incluir pero, por alguna razón, no has podido?

Sí, hay algunos que no pude incluir en el proyecto. Algunos debido al tiempo que tenía con John [Malkovich] y otros debido a temas legales. Pero bueno, me gustaría incluirlos algún día (en unos 6 meses voy a volver a trabajar con John de nuevo para crear más imágenes).
Pero, lo que no pude incluir fue la fotografía ‘Dovima y el elefante’ de Avedon y ‘Entrenador de Elefantes Indio’ de Mary Allen Mark porque en ambas se necesitaba el uso de un elefante. Es muy difícil en América hoy en día trabajar con elefantes por PETA, una asociación de protección animal, así que esas imágenes no se completaron. Pero habrá otras que incluiremos en 6 meses. Ahora mismo hay 41 imágenes y, en mi mente, siempre he querido 50. Así que crearé 9 imágenes más que saldrán en marzo, abril o mayo del año que viene.

Sandro Miller Gemelas

A la izquierda la imagen tomada por Sandro Miller, a la derecha la tomada por Diane Arbus

¿Hay algún fotógrafo que admires por encima de otros?

Pues, para mí, sí. Irving Penn siempre ha sido mi mentor. ha sido el fotógrafo que más me ha inspirado. Fue la fotografía de Irving Penn de Pablo Picasso, que vi cuando tenía 16 años, la que cambió mi vida. Por lo tanto, Irving fue un auténtico mentor para mí. Y, cuando estaba vivo, intercambiábamos fotografías, intercambiábamos libros e intercambiábamos cartas escritas a mano. Por lo tanto, teníamos una especie de relación, aunque nunca le conocí en persona. Siempre era una carta bonita o una firma al final de un libro lo que me escribía. Pero él era mi mentor.

Si tuvieras que elegir solo una fotografía, ¿cuál sería?

Si tuviera que elegir solo una imagen, sería probablemente ‘Madre Migrante’, de Dorothea Lange. Tengo esta fotografía, está en mi casa, reposa en el pasillo y lo veo todos los días. Para mí representa el poder de la Fotografía, representa el poder de una sola imagen, de un momento. Y, también, representa la lucha que las mujeres han vivido y siguen viviendo hoy en día con la supervivencia.

Sandro Miller Madre Migrante

A la izquierda la imagen de Sandro Miller, a la derecha la de Dorothea Lange

Has trabajado con John Malkovich varias veces antes debido a que os gusta trabajar juntos. Pero, ¿qué diferencia aporta él a este proyecto?

Bueno, en primer lugar John y yo hemos sido amigos durante 20 años. Tenemos un respeto absoluto el uno por el otro. Sabemos cómo funciona el otro, tenemos experiencia juntos. Así que, trabajando con John en este proyecto es como trabajar con un compañero: alguien que está totalmente involucrado en el proyecto como yo. Porque tenemos una reputación juntos.
Si hubiera contratado a Sean penn o Willen Dafoe o Johnny Depp para este proyecto estaría trabajando con alguien completamente nuevo de quien no sé cómo trabaja o sus características. No sé cuánta paciencia tendría para un proyecto así.
Y no creo que haya un actor mejor en el mundo que pueda hacer eso. No puedo pensar en nadie que pueda encarnar a la ‘Madre Migrante’, el Che Guevara, Hemingway, Einstein o Warhol de la misma forma que John Malkovich puede. John se convierte en el personaje. Simplemente no me fío de que nadie más pueda convertirse en el personaje.

¿Cuál de las fotografías ha sido más complicada de sacar y por qué?

Bueno, fueron todas difíciles. Pero la razón por la que son difíciles es que yo no uso ordenadores para hacer mis imágenes. Todos los detalles están pensados y tratados de llevar a la perfección.
Es un proceso muy, muy difícil así que todas son muy complicadas. Pero seguramente la más complicada sería la de ‘Niño con una granada de mano’ de Diane Arbus, porque había que sacarla en la ubicación. Tenía que buscar una localización que fuera similar a la que había encontrado Diane Arbus en Central Park, un área de Nueva York, pero en Chicago. Ella había tomado la fotografía en Central Park así que tuve que encontrar un parque de Chicago en el que el fondo se pareciera. Y eso fue muy, muy difícil.

Sandro Miller niño con granada de mano

A la izquierda la fotografía de Sandro Miller, a la derecha la imagen de Diane Arbus

Para terminar, queríamos preguntarte por tu trabajo con ONGs.

Me gusta trabajar con organizaciones y fundaciones que ayudan a personas a sobrevivir y a tener una vida mejor, como las Fundaciones contra el SIDA o contra el hambre o Off the Street Corps, que ayudan a los niños a alejarse de las bandas callejeras. Porque, para mí… Amo a la gente. Amo a la gente mucho. Y me gusta que la gente tenga una vida mejor. Siento que como un fotógrafo profesional tengo la responsabilidad de ofrecer mi talento y ayudar las organizaciones que normalmente no tienen el dinero para contratar a un buen fotógrafo para divulgar su mensaje y su palabra. Así que, para mí, es mi responsabilidad darle eso a mi comunidad y ayudar a este mundo para que todo el mundo tenga una vida mejor.

Sandro Miller Einstein

A la izquierda la imagen de Sandro Miller, a la derecha la de Philippe Halsman


Sandro Miller and his tribute to his inspiration

Sandro Miller has been all over the world with ‘Malkovich, Malkovich, Malkovich. Homage to photographic masters’ for nearly two years now. The exhibition has now arrived to the Térmica in Málaga, Spain, thanks to Dichroma Photography. The idea of the project is simple: to homage, by recreating their photographs, those artists that had inspired his career. This professionals include Annie Leibovitz, Alberto Korda, David Bailey, Warhol or Dorothea Lange.
The beauty of his photographs and its resemblance with the originals is incredible. It makes you wonder how long  it takes and how much work there is behind them. Not wanting to use computers to create his photographs, Sandro Miller shoots again some of the pictures that marked his life. Cultura Fotográfica has had the opportunity to talk to him about his work.

This project has taken months of preparation and documentation. But, when did you start thinking about it?

I started thinking about the project in 2011 when I was I was diagnosed with a cancer. I was diagnosed with a stage 4 neck and head cancer. And it was at that time in my life that things were changing, I didn’t know for sure if I was going to survive the cancer, so I began to think about all the influences and inspirations that I’ve had in my photography career. And that’s when the first thoughts of ‘Homage to the masters’ came about.

You’ve said in other interviews that the photographers that you have recreated are the ones that have inspired your career. Is there anyone you would have liked to include but, for some reason, you haven’t?

Yeah, there is a few that didn’t get included into the project. Some because of the amount of time that I had with John, and others because of legality issues. So, you know, I would like to [include them] some day (and I’m gonna be working with John again in about 6 months to create more of these).
But, what I didn’t get done was Avedon’s ‘Dovima and the elephant’ and also Mary Allen Mark’s ‘Indian Elephant Trainer’. And both of those didn’t get done because of the use of elephants. It’s very difficult in America today to work with elephants because of PETA, so those images did not get complete. But it will be others that I will include in 6 months. Right now we are in 41 images and, in my mind, I always wanted it to be 50. So I will recreate 9 more images coming up in March or April or May next year.

Sandro Miller Che Guevara

A la izquierda la imagen de Sandro Miller, a la derecha la de Alberto Korda

Is there any of that photographers who you admire more than others?

Well, for me, yes. I mean, Irving Penn has always been my mentor. He’s been the one who has inspired me more than any other photographer in the world. It was Irving Penn’s shot of Pablo Picasso that I saw when I was 16 years old that changed my whole life at that moment. So Irving is truly my mentor. And, when he was alive, we would trade photographs, we would trade books, and we would trade handwritten letters together. So we had a small bit of a relationship, although I never met him. It’s always been over a beautiful letter or a signature in a book that he would write to me. But that was my mentor.

If you have to choose only one, which of the pictures would be your favorite?

If I could only do one image, it would probably be Dorothea Lange’s ‘Migrant mother’. I own that image, it’s in my home, it sits in my hallway and I see it every single day. To me, it depicts the power of Photography, it depicts the power of a single image, a single moment. And it also depicts the complete struggle that women have gone through and still go through this today with survival in life.

You’ve work with John Malkovich several times before because you enjoy working together, but what difference does he give to the project?

Well, first of all, John and I have been friends for over 20 years. We have total respect for each other. We know how each other works, we have experience together. So, working with John on that project is working with a partner: somebody who is totally invested in the project as I am. Because we have a reputation together. If I would have gotten Sean Penn or Willem Dafoe or Johnny Depp to do this project I would be working with someone brand new who I don’t know the way that they work, I don’t know their characteristics, I don’t know how much patience I would have for a project like this.
And I don’t think there’s a better actor in the world who could do that. I cannot think of anybody who could play ‘Migrant Mother’, who could play Che Guevara, Hemingway, Einstein, Warhol the way that John Malkovich can do it. John becomes the character. And I just don’t trust anybody else would really become the character.

Sandro Miller Dalí

A la izquierda la imagen de Sandro Miller, a la derecha la de Philippe Halsman

Which of them was the most difficult to shoot and why?

Well, they were all difficult. But the reason they’re difficult is that I don’t use the computer to make my images. I research my image. Every detail is thought out, is tried to brought to complete perfection.
It’s a very, very difficult process. Trying to figure out the lighting of each and every single image is very very difficult. So they are all very difficult. But I would probably say that the most difficult would be Diane Arbus’s ‘Boy with hand Grenade’, because I had to shoot it on location. And I had to find a location that looked very similar to what Diane Arbus found in that Central Park, an Area in New York, you know, in Chicago. She shot that in Central Park, so I had to find a park in Chicago that resembled that background. And that was very very difficult.

You’ve helped with a lot of Foundations and Charity with your work. Why?

I enjoy working for Charities and Foundations that are helping people survive or to have better lives like the AIDS Foundation or Hunger Foundations or Off the Street Corps, which helps children stay out of Gangs, because for me…  I really love people. And I want people to have a better life. And I feel that I as a world class photographer have the responsibility to give my talent to help these organizations that usually don’t have the money for a great photographer to spread their message and word. So, for me, it’s about being my responsibility of giving that to community, to help help this world out so that everybody can have a better way of life.

Ana Pareja
Estudiante de Periodismo y Comunicación Audiovisual. Llevo escribiendo historias desde que era pequeña y considero que no hay mejor narración que una buena fotografía.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.